Los reclutadores después le entregaban el dinero a los imputados Raúl Alejandro Girón Jiménez o Rafael Núñez de Aza.

SANTO DOMINGO.- El hermano del mayor del Ejército Raúl Alejandro Girón Jiménez también está señalado en el expediente de la “Operación Coral 5G” como uno de los que buscaba a los candidatos para entrarlos en las nóminas del CUSEP o CESTUR con salarios de hasta 70 mil pesos que supuestamente debían devolver en su totalidad a la estructura corrupta.

Noticiassin.com confirmó que el 2do Tte. Vicente Girón Jiménez es hermano del mayor del Ejército Raúl Alejandro Girón Jiménez y según los fiscales éste junto al Tte. Coronel de la Policía José Ramón Santo Jiménez, el teniente Erinson Brens Rosario (ERD) y el 1er Tte. Juan Ramón Tejeda Hilario (FARD), “Reclutaban militares que tuvieran asignados a otras instituciones, o que no tuvieran funciones en específico, luego presentaban los candidatos al imputado Raúl Alejandro Girón Jiménez quien los depuraba junto a su superior, el imputado coronel Rafael Núñez de Aza”, establece el expediente.

La acusación dice que luego “solicitaban la incorporación de los mismos, siendo esto aprobado por el imputado Juan Carlos Torres Robiou en CESTUR y por Adán Benoni Cáceres Silvestre en CUSEP, quienes habían ideado el formato para la distracción de los fondos público”.

¿Cómo funcionaba el esquema?

Las personas que pasaban la depuración eran agregadas a las nóminas de CUSEP o CESTUR, con salarios de entre 20 mil y 70 mil pesos mensuales, los cuales debían ser devuelto en su totalidad, y en otras ocasiones los "nombrados" eran autorizados a quedarse con montos que van desde 2 mil hasta 10 mil pesos, dependiendo de la cantidad asignada, y el resto debían devolverlo a las "cabezas recolectoras", asegura el escrito de 634 páginas depositado por el Ministerio Público.

Los reclutadores después le entregaban el dinero a los imputados Raúl Alejandro Girón Jiménez o Rafael Núñez de Aza.

El Ministerio Público alega que “Cada una de las cabezas recolectoras tenía su lista particular de personas para recoger mensual, las cuales le hacían los depósitos, transferencias o entregas de dinero en efectivo”.

A través de ese método aseguran las autoridades, solamente con las nóminas del CESTUR recolectaban 6 millones de pesos al mes.