Un hombre que está postrado en cama tras accidentarse hace 33 años, pide al gobierno o a la Primera Dama una pensión que le ayude mejorar su calidad de vida y la de sus cuidadores, uno de ellos también con lesiones permanentes.

BONAO.- Un hombre que está postrado en cama tras accidentarse hace 33 años, pide al gobierno o a la Primera Dama una pensión que le ayude mejorar su calidad de vida y la de sus cuidadores, uno de ellos también con lesiones permanentes.


Simón "Tomás" Núñez tiene 52 años y de esos 33 lo ha pasado en cama tras romperse la médula espinal y la columna al lanzarse a un río.


https://youtu.be/xwFMtfTnqXQ