Juan de la Rosa, predictor de la Oficina Nacional de Meteorología, Onamet, comunica que no se registra el enfriamiento normal de las temperaturas debido al polvo proveniente de África, vientos alisios y ondas tropicales.

SANTO DOMINGO.- La incidencia del polvo de Sahara sobre el Caribe ha provocado desde hace varios días altas temperaturas en el país.

Se pronostica que las temperaturas más altas alcancen los 34 a 35 grados; sin embargo, el cuerpo puede percibir una sensación de 38 a 40 grados.

Juan de la Rosa, predictor de la Oficina Nacional de Meteorología, Onamet, comunica que no se registra el enfriamiento normal de las temperaturas debido al polvo proveniente de África, vientos alisios y ondas tropicales.

También influyen las horas de sol y en zonas urbanas como el Gran Santo Domingo y Santiago tampoco ayuda el calentamiento del asfalto, las concentraciones de personas, vehículos e industrias.

Además, según el predictor en las comunidades ubicadas en la frontera, donde se registra menos vegetación, las temperaturas son elevadas, como es la localidad de Jimaní, provincia Independencia, lugar que en 2017 registró una temperatura de 38 grados caso que podría repetirse.

Para enfrentar las fuertes temperaturas, De la Rosa exhorta especialmente con niños y adultos mayores, a evitar exponerse al sol entre las 11 de la mañana y 4  de la tarde, usar ropa ligera y consumir suficientes líquidos.