ARMENIA.- Buscar cobre para venderlo como chatarra. Ese era el objetivo de una mujer georgiana, que accidentalmente cortó el cable subterráneo de fibra óptica y cortó internet en casi todo Armenia.

Más de tres millones de personas se quedaron 5 horas sin internet, provocando caos para los trabajadores. Algunas partes de Georgia también se vieron afectadas.

El Ministerio del Interior de ese país salió a dar explicaciones y la mujer fue detenida, aunque debido a su avanzada edad quedó en libertad más tarde. Sin embargo, podría enfrentar una condena de hasta 3 años por daños a la propiedad.

En los medios locales ya bautizaron a la señora como la “hacker de la pala"