SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Madres de adolescentes que viajaban en el ferry  que  se incendió el pasado martes en la costa de Puerto Rico denunciaron la falta de atenciones que supuestamente han tenido sus hijas por parte de las autoridades Puertorriqueñas y de los encargados del Ferry.

Un total de 17 adolescentes que oscilan entre los 12 a 17 años viajaban a Puerto Rico junto a tres instructores  a un intercambio de voleibol.

De acuerdo a las madres, ninguna salió lesionada físicamente, pero no han recibido las atenciones correspondientes para superar el trauma vivido, además, sostienen que no han sido evaluadas por un especialista que determine qué tanto les afecto  el humo que absorbieron.

 

Denunciaron  que los encargados del Ferry, así como las autoridades puertorriqueñas no les han dado seguimiento al estado de las menores.

Una de las madres dijo que tuvo comunicación con el cónsul dominicano con asiento en Puerto Rico, el cual le dijo lo siguiente:

 

Además, expresaron que tienen poca comunicación con sus hijas, lo que las mantiene preocupadas todo el día.

 

Sostuvieron que las menores muestran un comportamiento traumático luego de lo sucedido.

 

Otra irregularidad denunciada  es que no se les han devuelto los equipajes a las deportistas, por lo que han tenido que comprar ropas en la vecina isla.

Esta previsto que las adolescentes regresen al país el próximo martes vía aérea, pero las madres consideran que no están en condiciones de viajar, ya que no han sido evaluadas psicológicamente