Si los niños están participando en campamentos o vacaciones recreativas con otros niños, la recomendación es que en los momentos de alimentación siempre estén separados por al menos dos metros.

SANTO DOMINGO.- Si bien muchos estadounidenses han aprovechado la oportunidad para vacunarse contra el coronavirus, los niños menores de 12 años aún no pueden recibir la vacuna contra el covid-19.

Especialistas extienden su preocupación ya que ante la posible circulación de la variante Delta, estudios han demostrado que los niños podrían estar más expuestos frente a esta.

Las personas no vacunadas contra el covid-19, incluidos los niños menores de 12 años podrían ser más vulnerables al contagio ya que la variante delta es un 60 por ciento más transmisible y se ha estado extendiendo rápidamente alrededor del mundo.

Hasta ahora, los niños no han sido priorizados en los planes de vacunación porque, en general, no desarrollan complicaciones si se infectan con el virus. Aún hay en curso ensayos clínicos que están evaluando si las vacunas contra el COVID-19 son eficaces y seguras para ellos.

Especialistas recomiendan a los padres a que mantengan un control de las vacunas típicas que deben recibir sus hijos como la pentavalente, influenza entre otras. Ya que en caso de infectarse del coronavirus, estarán protegidos de estas enfermedades y así evitaran posibles complicaciones.

Otras medidas que usted debe de tomar para mantener seguro a su pequeño ante un posible contagio se encuentran:

-Traten de socializar y que juegue en espacios al aire libre

-Desinféctele las manos con frecuencia

-Exhórtelos a utilizar la mascarilla

-Asegúrese de que mantenga una buena alimentación y se hidrate

La Organización Mundial de la Salud hace un llamado a reforzar las medidas de autoprotección básicas, las mismas que se han aplicado desde el inicio de la pandemia y pueden reducir altos porcentajes de contagio de este tipo de variantes.

Si los niños están participando en campamentos o vacaciones recreativas con otros niños, la recomendación es que en los momentos de alimentación siempre estén separados por al menos dos metros de distancia entre cada uno.