El acuerdo también establece que, a partir de ahora, Interior y Policía asumen la responsabilidad institucional y legal de recuperar las armas entregadas por autoridades pasadas de la LMD

SANTO DOMINGO.-  El Ministerio de Interior y Policía (MIP) advirtió este martes que tomará las medidas necesarias para recuperar las armas de fuego que están en manos de exalcaldes y demás servidores municipales que han cesado en sus funciones.

Esto forma parte del acuerdo suscrito entre el ministro de Interior y Policía, Jesús Vásquez Martínez, el secretario general de la Liga Municipal Dominicana (LMD), Víctor D´Aza, y Kelvin Cruz, presidente de la Federación Dominicana de Municipios (Fedomu), el cual establece además que la LMD se compromete a entregar al MIP, el derecho de las armas de fuego de su propiedad, así como a entregar físicamente aquellas que hasta el momento reposan en su poder.

 

El acuerdo también establece que, a partir de ahora, Interior y Policía asumen la responsabilidad institucional y legal de recuperar las armas entregadas por autoridades pasadas de la LMD. El MIP también se comprometió, de conformidad con la Ley de Armas, a otorgar las armas de fuego debidamente registradas a los alcaldes de todos los municipios del país, así como al personal responsable de la seguridad de LMD y de Fedomu, que así lo requiriesen.

 

De su lado, la LMD y Fedomu se comprometen aunar esfuerzos con Interior y Policía para establecer políticas de formación, homogenización, estandarización y depuración de la Policía Municipal y los Cuerpos de Bomberos en cada una de sus respectivas demarcaciones, a los fines de impulsar el equipamiento adecuado de conformidad con la disponibilidad presupuestaria y garantizar la dignificación de las condiciones de vida de sus integrantes.

 

 

Asimismo, dichas organizaciones municipales también se comprometieron a impulsar la implementación de la Estrategia Nacional Integral de Seguridad Ciudadana “Mi País Seguro”, definida por la presente gestión gubernamental y los proyectos especiales que habrán de implementarse, entre ellos: Identificación de los usuarios de motocicletas, la atención a la mujer y violencia intrafamiliar y el plan de desarme voluntario.

 

El anuncio fue realizado durante un acto que contó con la presencia del presidente Luis Abinader, y en el que además recibió de manos del secretario general de la LMD una lista de 500 armas de fuego que estuvieron en poder de exfuncionarios.