Según el MP, a pesar de toda esas operaciones que realizaban los implicados en el caso Coral, el local de la iglesia que dirigía la pastora Rossy Guzmán no se pagaba.

SANTO DOMINGO.- La procuradora adjunta de la Procuraduría General de la República, Yeni Berenice Reynoso, dijo que imputados en Operación Coral usaban la fe para tapar las operaciones realizadas por medio del lavado de activo.

Mientras, sostuvo que a pesar de toda esas operaciones que realizaban los implicados en el caso Coral, el local de la iglesia que dirigía la pastora Rossy Guzmán no se pagaba.

"Las iglesias nos merecen todo el respeto, tener un local y decir que se utiliza como pantalla, eso lo utilizó Pablo Escobar, eso lo utilizó en México, lo utilizaron Italia, eso no es nuevo", expresó.

Expresó que debido a esta situación el propietario del local donde opera la iglesia está reclamando el pago.