Debido a la gravedad de los crímenes por los que son acusados Rivas y Rosario la prisión preventiva es la medida más idónea, para garantizar la presencia de ambos en todos los actos correspondientes al proceso que se les sigue. Por esta razón, el Ministerio Público busca con esta apelación que le sea impuesta nuevamente dicha medida cautelar.

SANTO DOMINGO.- El Ministerio Público del Distrito Nacional depositó de manera formal el recurso de apelación contra la resolución penal que varió la prisión preventiva que cumplían Manuel Rivas, exdirector general de la Oficina Metropolitana de Servicios de Autobuses (OMSA), y Faustino Rosario, exdirector financiero de esta institución, quienes están acusados de cometer crímenes de corrupción durante el desempeño de sus funciones en esa entidad gubernamental.


El recurso fue enviado por el

Ministerio Público a la Cámara Penal de la Corte de Apelación del Distrito

Nacional, considerando que en el fallo emitido durante la revisión obligatoria

de medida de coerción hubo una errónea aplicación de la norma, falta de

motivación y fundamentación de la sentencia.


Debido a la gravedad de los crímenes

por los que son acusados Rivas y Rosario la prisión preventiva es la medida más

idónea, para garantizar la presencia de ambos en todos los actos

correspondientes al proceso que se les sigue. Por esta razón, el Ministerio

Público busca con esta apelación que le sea impuesta nuevamente dicha medida

cautelar.


Durante el conocimiento de la

audiencia, el Ministerio Público del Distrito Nacional fijó posición para que

le fuera ratificada la prisión preventiva a los acusados y se opuso a la

variación solicitada por la barra de la defensa, ya que no han variado los

presupuestos que dieron lugar a la imposición de la prisión preventiva.


Se recuerda que el Cuarto Juzgado de

la Instrucción del Distrito Nacional dispuso que al acusado Manuel Rivas se le

variara la prisión preventiva por el pago de una garantía económica de

RD$4,000,000.00, presentación periódica e impedimento de salida del país; y

respecto al acusado Faustino Rosario, el pago de una garantía económica de

RD$8,000,000.00, impedimento de salida, colocación de grillete electrónico y

arresto domiciliario.


En la acusación formal que el

Ministerio Público depositó, en marzo 2019, contra nueve implicados (incluidos

Rivas y Rosario) en los crímenes de corrupción ocurridos en la OMSA, así como

la muerte del abogado y catedrático Yuniol Ramírez, se establecen claramente

los delitos cometidos por ambos acusados, quienes a pesar de no estar

vinculados al asesinato de la víctima, incurrieron en asociación de malhechores

para cometer los deplorables actos de corrupción y estafa por los que fueron

acusados y puestos bajo prisión como medida cautelar. 


El órgano acusador señala que la

conducta de los exfuncionarios Rivas y Rosario, representan la casuística

propia de los tipos penales de corrupción, en desmedro del patrimonio público y

la entidad en que se desempeñaban como servidores públicos, favoreciendo

empresas de funcionarios en la institución, acometiendo procesos de compras y

contrataciones de bienes y servicios ilegales, atentando contra el comercio

nacional.


Una vez más, el órgano acusador

reitera su compromiso de seguir la lucha contra la corrupción, asegurando que

en este caso se llegará hasta las últimas consecuencias para lograr las

sanciones que establece la ley respecto a los graves delitos cometidos por

todos los acusados.