De esta forma la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (Pepca) para justificar su pedido de prisión preventiva contra los acusados.

SANTO DOMINGO.- Jean Alain Rodríguez y otros ocho imputados en la Operación Medusa han intimidado a testigos, destruido, adulterado y ocultando evidencias, afirma el Ministerio Público en la acusación depositada ayer.

Así consta en el documento en el que al explicar la medida solicitada se indica que "los imputados forman parte de un grupo criminal que desde hace varios meses han estado adulterando, destruyendo y ocultando evidencias, útiles y pertinentes para la investigación e intimidando a testigos para que se abstengan de declarar o para que coordinen la defensa con ellos".

De esta forma la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (Pepca) para justificar su pedido de prisión preventiva contra los acusados.

"La libertad de los imputados, implicaría un grave obstáculo para la investigación, ya que existen los elementos razonables que nos llevan a establecer que los imputados, una vez puestos en libertad utilizarían los medios para obstaculiazar la investigación", indica la solicitud de coerción.

La medida buscaría el encarcelamiento temporal del exprocurador Rodríguez y los coimputados Jonnathan Joel Rodríguez Imbert, Alfredo Alexander Solano Augusto, Altagracia Guillén Calzado, Jenny Marte Peña, Javier Alejandro Forteza Ibarra, Rafael Antonio Mercede Marte y Miguel José Moya.