El sufrimiento de una madre dominicana parece no tener fin tras la inesperada muerte de un hijo el 4 de julio después de ser baleado en Nueva York.

 

Redacción internacional.- El sufrimiento de una madre dominicana parece no tener fin tras la inesperada muerte de un hijo el 4 de julio después de ser baleado en Nueva York.

A más de un mes del incidente la mujer denuncia que todavía no hay respuestas de las autoridades, y solo le dicen "seguimos investigando".