SANTO DOMINGO, República Dominicana.-A trece años de la división territorial de la provincia de Santo Domingo, munícipes dicen que no se han visto los cambios que se esperaban con la creación de esta provincia. 

Calles asfaltadas, disponer de agua, luz, y una recogida diaria de basura eran parte de los servicios que moradores esperaban obtener tras la separación territorial, sin embargo, esto solo ha quedado en deseos.

La ola delincuencial que se vive en Santo Domingo Este, Norte y Oeste es otro mal que mantiene desesperado a los ciudadanos y de los constantes atracos ni hablar.

Además, hay opiniones encontradas entre sus residentes y autoridades municipales acerca de los trabajos que se han hecho en estos lugares.

En materia económica y de desarrollo social, el sector comercial valora  el avance que exhiben los municipios, lo que a su juicio ha  permitido un mayor poder adquisitivo de su población.

Un día como hoy pero del año 2001, se promulgó la Ley 163-01 mediante la cual se crea la Provincia Santo Domingo y sus respectivos municipios