Según el ministro las cubicaciones atrasadas de los planteles escolares serán pagadas con recursos asignados al Ministerio de Educación.

SANTO DOMINGO.- El ministro de Obras Públicas y Comunicaciones, Deligne Ascención, anunció que serán reactivados los trabajos para darle terminación a todas las edificaciones escolares contratadas, las cuales en su mayoría, se encuentran paralizadas desde hace más de siete años.

Dijo que para que muchas de esas escuelas puedan recibir a sus respectivos estudiantes, el próximo año 2022, se dará prioridad aquellas que tienen un nivel de avance de más de un 75 %.

En estos casos, afirmó que los contratistas tendrán que presentar al Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC) un informe de las cubicaciones atrasadas.

El titular del MOPC indicó que los contratistas pueden acudir a ese organismo y a su despacho, sin tener la necesidad de ofrecer “peajes” o dádivas, y sin importar que tengan banderías políticas o no.

“Aquí actuamos dentro del marco de la transparencia y en base a lo que establece la ley, en el marco de las cuales, daremos todo el apoyo necesario, para que ustedes puedan reiniciar los trabajos de esos planteles, dentro de la mayor brevedad posible”, dijo.

Ascención consideró como un logró la aprobación de la ley que permite la asignación de recursos a las obras que han superado el 25 por ciento de ejecución.

Según el ministro las cubicaciones atrasadas de los planteles escolares serán pagadas con recursos asignados al Ministerio de Educación.

Subrayó que los contratistas tendrán que presentar un presupuesto de terminación, como se consigna en la ley aprobada recientemente.

Explicó que coordinará con el ministro de Educación, Roberto Fulcar, para que, dentro del presupuesto de terminación, esa dependencia pueda desembolsar un avance para el reinicio de los trabajos de construcción.

“Estamos reunidos con ustedes para propiciar las condiciones a fin de que esas obras se terminen”, dijo.

Indicó que instruyó al equipo financiero del MOPC para que se concentre en trabajar con las cubicaciones atrasadas, para lo que dispuso un aumento de la flotilla vehicular que servirá para la supervisión de los planteles escolares paralizados.

Ascención señaló que mantendrá una línea de comunicación abierta con las contratistas de los planteles para que los trabajos puedan reiniciarse sin dificultades.

El anuncio se hizo  en el marco de un encuentro con más de 60 ingenieros contratistas, cuyas obras están paralizadas desde hace más de siete años, situación por la cual, están al borde de la ruina.