Sin embargo, para otros padres la decisión del Ministerio de Educación de establecer las clases semi-presenciales es una oportunidad para fortalecer el aprendizaje de los estudiantes.

SANTO DOMINGO.- Posiciones divididas ha externado la población sobre la decisión del Ministerio de Educación de establecer las clases semi presenciales a partir del 25 de este mes. Algunos padres de los alumnos afirman que el retorno a las aulas fortalecerá el aprendizaje de los estudiantes, mientras otros consideran que no hay condiciones en los planteles para impartir docencia a los estudiantes.

Pese al proceso de vacunación que se desarrolla en distintos puntos del país, algunos padres ven inoportuno que los niños vuelvan a las aulas a recibir docencia en medio de la pandemia.

Sin embargo, para otros padres la decisión del Ministerio de Educación de establecer las clases semi-presenciales es una oportunidad para fortalecer el aprendizaje de los estudiantes.

Aseguran que el retorno de los niños a la escuela no elevará los niveles de contagio del virus, siempre y cuando se establezcan los controles en los planteles educativos.

Otros tutores entienden que se debe orientar a sus hijos sobre las medidas que deben tomar para evitar la enfermedad.

Quienes se oponen a la docencia semi-presencial, esperan que el Ministerio de Educación reconsidere su decisión y deje sin efecto el retorno a las aulas de los estudiantes.