Desde la sustitución del exministro Roberto Fulcar la cartera educativa se ha mantenido bajo cuestionamientos tanto a esa gestión como a las anteriores por el supuesto uso indebido de los recursos asignados.

SANTO DOMINGO.- Tras la solicitud de auditoria al Ministerio de Educación de parte del presidente Luis Abinader, el movimiento Participación Ciudadana propone cancelar a los empleados que rinden una labor en la administración pública y sancionar a los funcionarios que los nombraron.

Luego de que el Ministerio de Administración Pública (MAP) reveló que el mandatario solicitó auditar la nómina del Ministerio de Educación, esto ha encontrado el respaldo de diferentes sectores.

Ha trascendido que la auditoria se lleva a cabo en la sede del ministerio donde habría más de ocho mil trabajadores, lo cual es considerado exagerado.

Asimismo, algunos plantearon que las indagatorias se lleven a cabo en otras instituciones públicas donde supuestamente hay más personas en nómina que las realmente necesarias.

Desde la sustitución del exministro Roberto Fulcar la cartera educativa se ha mantenido bajo cuestionamientos tanto a esa gestión como a las anteriores por el supuesto uso indebido de los recursos asignados.