SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Residentes en las inmediaciones de donde se paralizó la construcción de una escuela en el sector Los Guandules, en el Distrito Nacional, tras advertirse que sería vulnerable a inundaciones del río Ozama, exigen que sea finalizada la obra.

Pese a que el terreno donde se empezó a levantar la escuela se encuentra próximo al río y a una cañada, este no representa peligro, aseguran los moradores.

Los residentes explicaron lo importante que es el que se levante la escuela en el terreno.

Los lugareños apelan la intervención del Presidente Medina para que autorice la continuación de la construcción del centro educativo.

Entre tanto, los líderes comunitarios y representantes de asociaciones barriales se mantienen en reuniones con las autoridades para determinar el rumbo de la obra.