El director general de la Policía Nacional asegura con orgullo que en su gestión la delincuencia se ha reducido a la mínima expresión, algo que sustenta el hecho de que, según asegura, las cárceles están abarrotadas.

SANTO DOMINGO.-  El director general de la Policía Nacional asegura con orgullo que en su gestión la delincuencia se ha reducido a la mínima expresión, algo que sustenta el hecho de que, según asegura, las cárceles están abarrotadas.

En palabras de Ney Aldrín Bautista, “lo que tiene que ver con delincuencia nosotros lo hemos reducido a la mínima expresión”. Para reforzarlo, menciona la cifra de más de 28 mil reclusos encarcelados y asegura con orgullo que están todas las cárceles abarrotadas. “¿Quién usted cree que los metió a la cárcel?”, pregunta de forma retórica.

Al referirse a la tasa de criminalidad, Bautista afirma que el inicio de su gestión la meta era reducirla a 14, pero que en la actualidad la cifra es 9. De ese total, asegura que  7 corresponden a convivencia pacífica, en esta categoría hace referencia a la violencia intrafamiliar, riñas personales, etc.

En sus declaraciones, Bautista se refirió también a los agentes que cada año desvinculan de la institución, al verse involucrados en actos reñidos con la ley.

“Tenemos que desvincular muchos hombres durante el año. Nosotros desvinculamos más de 1000 hombres todos los años”, declaró.

En este sentido, dijo que han hecho el levantamiento y los estudios para reponer esos puestos que han quedado vacíos.

Para el 2020, dice que las prioridades de la institución son fortalecer la labor de inteligencia, sacar las armas de fuego de las calles y seguir “golpeando” los puntos de droga.