Según los asistentes, la falta de oportunidades y de acceso a los servicios de salud forman parte del día a día de cientos de familias.

SANTO DOMINGO.- En protesta por el incumplimiento de la ley 05-13 sobre discapacidad, decenas de personas marcharon este domingo al Congreso Nacional para exigir al gobierno priorizar los derechos de todas las personas que viven con una condición especial.

Acompañados de zancos, payasos, música y tambores, los manifestantes, muchos de ellos padres de personas con una condición especial o representantes de fundaciones que trabajan con esa comunidad, lamentan que las autoridades los hayan dejado en el abandono.

Aria, cuya Fundación Damas de Negro convocó la marcha, insiste que las autoridades no han cumplido el mandato legal que otorga igualdad de derechos y oportunidades para quienes viven con discapacidades motoras o psíquicas.

Los manifestantes, encabezados por el  “Comandante Pepe”, un joven con Síndrome de Down y miembro de la DIGESETT, exigieron la puesta en práctica real de la ley 05-13 y un censo para determinar con certeza la población con condiciones especiales.

Según los asistentes, la falta de oportunidades y de acceso a los servicios de salud forman parte del día a día de cientos de familias.

Amenizada por el grupo musical Atrévete, compuesto por jóvenes con discapacidad visual, la protesta contó con la participación de políticos y personalidades que prometieron trabajaran en favor de esta población.

Al finalizar, el merenguero Fernando Villalona recordó todo lo que ha tenido que pasar su familia con su hijo de 23 años, a quien se le detectó el espectro autista a los 17 días de nacido.

Al catalogarlo como una gran necesidad Villalona, apostó a la sensibilidad del corazón de cada legislador presente, a fin de obtener respuestas oportunas tras esta manifestación.