SANTO DOMINGO, República Dominicana.- La Primera Dama y vicepresidenta electa, Margarita Cedeño de Fernández, recibió este miércoles un brazalete como obsequio de parte de doña Lucila Ozema de Castro Aybar, joya de un valor económico incalculable que perteneció a Trina de Moya, esposa del ex presidente Horacio Vásquez.

Doña Lucila, nativa de El Seibo, dijo que entregaba la joya a Cedeño de Fernández, por “inteligente, capaz, laboriosa y hermosa”.

Cedeño de Fernández agradeció el presente de doña Lucila y aseguró que para ella tiene un gran valor histórico por haber pertenecido a la Primera Dama más importante de esa época.