Lo que a simple vista es un proyecto de atracción turística, abrió un debate sobre la necesidad de esa obra, sobre el uso de los recursos públicos y del suelo.

SANTO DOMINGO.- Los impedimentos legales para levantar edificaciones a menos de 60 metros del mar y en la pleamar no han sido limitantes para que el alcalde del municipio de Las Terrenas, en la provincia Samaná, emprendiera la construcción de un parador fotográfico en la playa con cimientos profundos para dar la bienvenida, con un letrero, a los visitantes y de esta forma reemplazar el ya existente.

La periodista Jessica Soriano viajó a esa localidad turistas, donde el proyecto desató una polémica.

Lo que a simple vista es un proyecto de atracción turística, abrió un debate sobre la necesidad de esa obra, sobre el uso de los recursos públicos y del suelo.

“Existe un letrero que se hizo en la gestión pasada que fue donado por una familia que tiene unos terrenos al lado de donde estamos haciendo la inversión pero no llena las expectativas”, dijo Eduardo Esteban Polanco, alcalde de Las Terrenas

De esa manera el alcalde Esteban Polanco justifica la construcción del nuevo letrero, para cual asegura haber invertido un millón 400 mil pesos, al insistir sobre los supuestos inconvenientes del parador de bienvenida con que ya cuenta ese municipio turístico.

Pese los argumentos del edil, los visitantes acostumbran a tomarse fotografías en este letrero, por lo que moradores de la zona ven innecesario el gasto de la alcaldía.

La polémica sobre del nuevo letrero también incluye aspectos legales sobre el uso del suelo, ya que el propio alcalde reconoce que la construcción está dentro de los 60 metros de litoral que pertenecen al Estado Dominicano y deben ser de libre acceso.

De acuerdo con al párrafo uno del artículo 15 de la Constitución: “Los ríos, lagos, lagunas, playas y costas nacionales pertenecen al dominio público y son de libre acceso, observándose siempre el respeto al derecho de propiedad privada”.

Además, el artículo 147 de la Ley de Medio Ambiente también considera como bien de dominio público “La franja marítima de sesenta metros de ancho a partir de la pleamar”.

Se espera que el letrero de la Playa de Las Terrenas que cuenta con 20 metros cuadrados esté listo antes del próximo año.