¿Qué tipo de atenciones ofrecen estos centros y por qué la mayoría opera sin haber sido habilitada por Salud Pública?

SANTO DOMINGO.- La creciente oferta de procedimientos  estéticos que convierten a República Dominicana en la meca caribeña de las cirugías plásticas  ha abierto una gama  de servicios post-operatorios  en las denominadas  casas de recuperación que, pese a generar  ingresos millonarios, solo unas 12 de las cerca de 500 están habilitadas por las autoridades de salud.

¿Qué tipo de atenciones ofrecen estos centros y por qué la mayoría opera sin haber sido habilitada por Salud Pública?

Rosario Núñez es una dominicana residente en New Jersey, Estados Unidos, decidió hacerse una cirugía estética en República Dominicana, por lo antes de llegar al país compró un paquete en una casa de recuperación para alojarse en su post operatorio.

Las casas de recuperación o recovery house son centros especializados para el cuidado post quirúrgico donde los pacientes de diferentes procedimientos tras ser dados de alta de las clínicas pueden obtener los cuidados  necesarios para evitar infecciones o cualquier tipo de situación tras una intervención.

Aunque solo han pasado días desde que Kathy Mateo Hernández, residente en España, se realizó al menos cuatro procedimientos estéticos dice sentirse feliz  y tranquila gracias a su médico y los cuidados en la casa de recuperación donde se aloja.

Además del servicio del chofer, estas casas durante la estancia ofrecen el cambio de vendaje, colocación  higienización de fajas y drenajes, masajes, medicación, atención continua de médicos graduados y enfermeras, alimentos, entre otros servicios, según Dorcini Nova propietaria de una de estas casa.

De manera informal señalan que hay más de 500 casas de recuperaciones en todo el país, pero de estas un porcentaje muy mínimo esta habilitado por Salud Pública para operar debido a varios motivos.

Hace apenas unos 10 años que comenzó a operar este tipo de centros en el país, y solo 6 años de que fuera habilitada la primera casa por el ministerio de salud, se trata de Rocio Ortega  recovery house.

Pese a la importancia que revisten tener reguladas estas casas de recuperación, la realidad es que aún no hay una categoría para ellas, incluso sus solicitudes son procesadas como casas de acogidas, por lo que solicitan a Salud Publica crear una comisión que pueda verificar las solicitudes de habilitación  que están pendientes.

Tratamos de obtener la versión de salud pública  sobre esta situación para lo cual contactamos al departamento de relaciones públicas de la institución, tras conversar con su director  quedo de avisarnos, pero por mas llamadas y mensajes que le enviamos por varios días no volvió a responder nuestra solicitud.