En tanto, el Ministerio Público aseguró que dicha prueba fue incorporada en el mes de enero.

SANTO DOMINGO.- Fue suspendida la revisión de medidas de coerción a los acusados del caso Anti-Pulpo, tras los abogados del exdirector del Fondo Patrimonial de las Empresas Reformadas (FONPER), Fernando Rosa, recusara al juez Tercer Juzgado de la Instrucción del Distrito Nacional, Pablo Imbert, por entender que una prueba a descargo no fue tomada en cuenta.

"Nosotros le hacemos un llamado a la Procuradora General de la República, Miriam Germán Brito, porque era una costumbre de la Procuraduría, a través del Ministerio Público desacatar toda la decisión, de los tribunales hasta del Constitucional  y tuvo que emitir una resolución, ¿qué sucede? el Ministerio Público oculta la prueba", expresó el abogado del encartado, José Miguel Minier.

Según jurista, que a través de una sentencia que ordena abrir una carpeta, que contempla un interrogatorio de la encargada de Compras y Contrataciones de FONPER, Juana Evangelista Sosa, en donde descarga a Fernando Rosa, diciendo que no tiene nada que ver con el entramado de corrupción administrativa.

En tanto, el Ministerio Público aseguró que dicha prueba fue incorporada en el mes de enero.

Aunque el juez rechazo la recusación, el expediente sera remitido a la corte de apelación, dónde se determinará si acoje o no la recusación. La audiencia fue aplazada para el 6 de julio.

Alexis Medina Sánchez es señalado entre los principales responsables de dirigir el entramado de corrupción, aprovechando su vínculo familiar directo con el poder político, en calidad de hermano del entonces presidente Danilo Medina.

Alexis Medina Sánchez es procesado en el Caso Pulpo junto a Fernando Rosa, exdirector del Fondo Patrimonial de las Empresas Reformadas (Fonper); Francisco Pagán Rodríguez, exdirector de la Oficina de Ingenieros Supervisores de Obras del Estado (Oisoe), y Aquiles Alejandro Christopher, exdirector de fiscalización de obras de la Oisoe. También, Julián Esteban Suriel Suazo; José Dolores Santana Carmona y Wacal Vernavel Méndez Pineda, quienes cumplen prisión preventiva en el Centro de Corrección y Rehabilitación Najayo Hombres, en la provincia de San Cristóbal.

Además son procesados por su vinculación al entramado de corrupción, Carmen Magalys Medina Sánchez, también hermana de Alexis Medina Sánchez y del expresidente Danilo Medina Sánchez, y Lorenzo Wilfredo (Freddy) Hidalgo Núñez, exministro de Salud, quienes se encuentran en arresto domiciliario.

Carmen Magalys e Hidalgo Núñez también tuvieron que pagar una fianza de 10 millones de pesos mediante contrato y se mantienen con impedimento de salida del país.

El encartado Domingo Antonio Santiago Muñoz quedó en libertad en diciembre pasado con la obligación de presentarse de manera periódica ante el procurador fiscal que lleva la investigación del Caso Pulpo.

José Alejandro Vargas, entonces juez de la Oficina Judicial de Servicios de Atención Permanente del Distrito Nacional, le impuso las medidas de coerción el pasado mes de diciembre y posteriormente fueron ratificadas en marzo de este año por el juez del Tercer Juzgado de la Instrucción del Distrito Nacional, Amauri Martínez Abreu.

Varios de los imputados que cumplen prisión preventiva han recurrido en apelación en procura de que se le varíe la medida de coerción, pero al ponderar los documentos presentados por el Ministerio Público, sus solicitudes han sido rechazadas.