Dentro de la ayuda también hay medicamentos, así como dos millones de mascarillas y gel de manos para proteger a la población del contagio de la Covid-19.

SANTO DOMINGO.- Las aeronaves con las ayudas humanitarias hacia Haití salieron desde la Bases Aérea de San Isidro, luego del terremoto que azotó este sábado el sur y otras zonas de ese país, dejando hasta el momento más de 700 muertos y 2,000 heridos, según datos provisionales.

Según un comunicado de la presidencia, se dispuso el envío de diez mil raciones de alimentos y medicamentos por vía marítima, mediante embarcaciones que saldrán desde Cabo Rojo y Manzanillo.

Dentro de la ayuda también hay medicamentos, así como dos millones de mascarillas y gel de manos para proteger a la población del contagio de la Covid-19.

Igualmente, sillas de rueda, circuitos de anestesia, kits de sutura, algodón, agujas, batas y cánulas.

Los helicópteros aterrizarán en Puerto Príncipe a recargarán combustible.

Además se facilitó una aeronave "para movilizar al primer ministro, al ministro de Relaciones Exteriores y tres heridos, entre ellos un menor de edad, desde Les Cayes a Puerto Príncipe".

Las ayudas están siendo coordinadas por los ministerios de Relaciones Exteriores, Defensa y Administrativo de la Presidencia, "los cuales contactaron desde tempranas horas a las autoridades haitianas para brindar el apoyo necesario ante el desastre natural", subrayó el comunicado.

El terremoto de magnitud 7,2 en la escala de Richter que asoló el sur y otras zonas de Haití dejó al menos 304 muertos y cuantiosos daños materiales, agravando la de por sí difícil situación del empobrecido país caribeño.

El terremoto, que ya forma parte los 10 sismos más letales de los últimos 25 años en Latinoamérica, se registró a las 08.29 hora local (12.29 GMT), a unos 12 kilómetros de la localidad de Saint-Louis du Sud, con un epicentro de 10 kilómetros de profundidad, y también se sintió en la República Dominicana y Cuba, según el Servicio Geológico de los Estados Unidos (USGS).