DAJABÓN, República Dominicana.- Cientos de haitianos entran nuevamente a Dajabón para desarrollar actividades comerciales, lo que ha llevado a las autoridades de  Salud Pública dominicana a que tomen medidas de precaución,  porque se han detectado varios casos de cólera en comunidades vecinas.

También han prohibido el consumo de las aguas del Río Masacre porque están contaminadas, con el fin de mantener la salubridad en la zona.

Los ediles han reforzado en otros pueblos fronterizos las medidas epidemiológicas como medida de prevención.