Otra de las ciudades que presenta un alto número de sus residentes inmunizados es Espaillat con 59.6 por ciento.

Pese a ser una de las provincias donde se registró el más reciente rebrote de Coronavirus, San Cristóbal registra el más bajo porcentaje de personas vacunadas con apenas un 39.5 por ciento, a diferencia de La Altagracia que ya supera el 78 por ciento de su población inoculada convirtiéndola en la primera demarcación del país donde las autoridades evalúan eliminar el toque de queda.

Otra de las ciudades que presenta un alto número de sus residentes inmunizados es Espaillat con 59.6 por ciento.

Puerto Plata, Independencia, San Pedro de Macorís, Gran Santo Domingo, Pedernales, Barahona, La Romana, Sánchez Ramírez, Dajabón, San José de Ocoa y Monte Cristi, están por encima del 50 por ciento de personas vacunadas.

El resto de las provincias están por debajo de 49.

Y mientras las autoridades anunciaron el levantamiento del toque de queda en las demarcaciones que tengan el 70 por ciento de su población vacunada contra el COVID-19, como el caso de La Altagracia, aún no han dado a conocer el protocolo que deberán seguir esos lugares para la reapertura.