A su salida del tribunal, el mayor general Adán Cáceres Silvestre rehusó referirse a la decisión de los jueces que rechazaron su recurso de apelación en procuran de que se le varíe la medida de coerción.

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- La Tercera Sala Penal de la Corte de Apelación ratificó los 18 meses de prisión preventiva que le impusieron como medida de coerción al ex jefe de la Guardia Presidencial, mayor general Adán Cáceres.

El imputado manifestó que él y su familia han sido sometidos a un constante acoso, tras señalar que durante su encierro en el Centro de Corrección y Rehabilitación de Najayo se les han violentado sus derechos impidiéndole incluso la confidencialidad con sus abogados para poder defenderse de las imputaciones que le hace el Ministerio Público.

 

A su salida del tribunal, el mayor general Adán Cáceres Silvestre rehusó referirse a la decisión de los jueces que rechazaron su recurso de apelación en procuran de que se le varíe la medida de coerción.

La Tercera Sala de la Corte de Apelación fundamentó su dictamen en que no han variado los presupuestos para cambiar la medida cautelar impuesta al oficial de alto rango.

Más temprano durante el desarrollo de la audiencia, Cáceres Silvestre expresó que su familia pasa por una situación "bastante incómoda", que incluye limitaciones económicas.

 

También el principal imputado en la Operación Coral habló de las restricciones a las que es sometido en el penal donde cumple la medida cautelar.

Manifestó que no puede hablar de manera confidencial con sus abogados, condición que le impide preparar sus estrategias y medios de defensa.

 

Sin embargo, el director de la PEPCA, Wilson Camacho, manifestó que el prevenido recibe el mismo trato que los demás internos del nuevo modelo penitenciario.

 

Insistió en que el Ministerio Público preparó un expediente fuerte que impide una variación de la medida cautelar en beneficio de los implicados en Operación Coral.

Al concluir la audiencia en la Tercera Sala de la Corte de Apelación, ni el principal implicado en el presunto entramado de corrupción ni sus abogados establecieron si en lo adelante volvería a elevar un recurso para variar la medida cautelar.