Aunque el paquete que incluye subsidios por 850 millones de pesos a los productores y tres mil millones a la importación de grano es visto de manera positiva.

Por: Sandy Cuevas.

SANTO DOMINGO.- La promesa del gobierno de subsidiar con 3 mil millones de pesos la importación de granos, al tiempo que se discute la eliminación de aranceles a más de 60 materias primas, genera incertidumbre en el sector agropecuario local, que teme que se convierta en competencia desleal.

Aunque el paquete que incluye subsidios por 850 millones de pesos a los productores y tres mil millones a la importación de grano es visto de manera positiva, los productores agropecuarios advierten que ese tipo de medidas debe ser temporal y no extenderse de manera indiscriminada.

“Tenemos que cargar pesado unos meses, pero eso se va a estabilizar, si lo de la guerra de Ucrania se resolviera rápidamente para final de otoño ya los precios volverán a la posición que teníamos anteriormente", dijo Osmar Benítez, presidente de la Junta Agroempresarial.

Para Benítez, quien también fue ministro de Agricultura, y demás representante del sector agropecuario, las autoridades deben ser cuidadosa para evitar que los subsidios a la importación y el proyecto para eliminar aranceles a 67 materias primas ayuden a impulsar la producción local y no competir con ella.

Productores agropecuarios esperan que el proyecto de ley que obliga a las instituciones del Estado abastecerse con productos locales ayude al sector a encaminare en la recuperación.

La pieza legislativa que busca eliminar los aranceles durante seis meses a la importación de materia prima está en estudio por parte de una comisión de la Cámara de Diputados.