"Ya la fiscalía presentó sus cargos, y después que un proceso inicia en una formato y las etapas van precluyendo, jurídicamente no es posible", explicó.

SANTO DOMINGO.-La procuradora adjunta Yeni Berenice Reynoso descartó este lunes la posibilidad de que la defensa del exprocurador general Jean Alain Rodríguez Sánchez logre que el tribunal le autorice el conocimiento “público y a puertas abiertas” de su comparecencia en la medida de coerción contra los imputados por corrupción y lavado de activos en el Caso Medusa.

“Bueno, nosotros no tenemos conocimiento, si se solicitó fue hoy, reiteramos que nunca se había solicitado y lo que pasa es que, tal y como la defensa lo dijo el pasado sábado, ya saben (que no se puede); y si hacen esa solicitud, es porque saben que está perdida la etapa (en la que pudieron hacer la petición)”, explicó Reynso a los periodistas que la abordaron sobre una serie de mensajes de Twitter en los que la defensa de Rodríguez Sánchez informan que espera una transmisión “pública” y “a puertas abiertas” de la comparecencia del imputado ante el tribunal.

Recordó que ya los fiscales presentaron sus cargos e incluso parte de las barras de las defensas intervinieron, “y después que un proceso inicia en un formato en el que se estaba conociendo, jurídicamente no es posible (cambiar la modalidad).

Insistió en que el exprocurador Rodríguez Sánchez sólo pretende jugar a confundir a las personas que tienen escasa o ninguna información sobre el procedimiento penal. “Pero ellos (los abogados de Rodríguez Sánchez) saben perfectamente, y su abogado lo aceptó el sábado, que habían dejado pasar la etapa (para pedirlo). No es posible que solo se escuche la defensa, cuando la acusación ya se presentó y no fue escuchada bajo ese formato”, puntualizó.

La jueza Kenya Romero, de la Oficina Judicial de Servicios de Atención Permanente del Distrito Nacional, continúa con el conocimiento de la medida de coerción este lunes.

La procuradora adjunta Reynoso insistió en que la prisión preventiva y la declaración del caso como complejo son precisamente las medidas que se deben imponer al exprocurador y sus colaboradores, arrestados en la Operación Medusa, debido a la solidez de la acusación presentada por el Ministerio Público y a los riesgos procesales del caso.

“Por los riesgos procesales”, enfatizó. “Cuando usted intimida testigos, cuando usted destruye evidencia, como se hizo en este caso, cuando usted destruye más del 80% de la data histórica de la Procuraduría, usted no está en condiciones de asistir al proceso en libertad”, dijo.

Reynoso resaltó los riesgos procesales que implica la libertad de los imputados del Caso Medusa y que están previstos en la jurisprudencia de República Dominicana y en la doctrina del derecho global, que alertan sobre el peligro que representan las personas que se asocian para delinquir con los modos operativos en que lo hicieron Rodríguez y sus colaboradores, por lo que deben permanecer privados de libertad, “a fin de evitar esos riesgos procesales”.

Además del exprocurador Rodríguez, están implicados en el Caso Medusa Miguel José Moya, Rafael Antonio Mercede Marte, Alfredo Alexander Solano Augusto, Rafael Stefano Canó Sacco, Javier Alejandro Forteza Ibarra, Jonnathan Josel Rodríguez Imbert, Jenny Marte Peña y Altagracia Guillén Calzado. Canó Sacco se encuentra prófugo, pues salió del país, antes de que se le arrestara.