Pichardo dijo que se trata de alcanzar un objetivo ajeno al que aparenta, y en ese propósito es el presidente de la República quien debe aparecer liderando la "contraofensiva" para ocultar el fracaso de las políticas migratorias dominicana y desmontar reclamos crecientes.

SANTO DOMINGO.- El secretario de Asuntos Internacionales y miembro de la Dirección Política de la Fuerza del Pueblo, Manolo Pichardo, dijo este jueves que la sorpresiva medida del Gobierno dominicano de prohibir el ingreso del exprimer ministro de Haiti, Claude Joseph, responde a una sobreactuación de las actuales autoridades que convierte al político en una figura de tal relevancia que podría convertirlo en presidente de aquel país.

Manolo Pichardo, quien presidió el Parlamento Centroamericano, dijo que “las impertinencias políticas de Joseph, sus declaraciones manipuladoras para construir un relato sobre el falso maltrato a sus compatriotas en la República Dominicana, ameritaban de una respuesta que no involucrara al primer mandatario de la Nación”, aseguró.

Pichardo dijo que se trata de alcanzar un objetivo ajeno al que aparenta, y en ese propósito es el presidente de la República quien debe aparecer liderando la "contraofensiva" para ocultar el fracaso de las políticas migratorias dominicana y desmontar reclamos crecientes.

El dirigente político opositor dijo que estos reclamos crecen debido a la evidencia de “unas fronteras abiertas, un muro infuncional, las denuncias de la falta de cupo en las escuelas para los estudiantes y escasez de cama en los hospitales para los dominicanos que han sido desplazados por extranjeros indocumentados”.

El integrante de la Dirección Política de la Fuerza del Pueblo dijo que “no solo se trata de ocultar el fracaso de las políticas migratorias, sino de distraer a la población para que olvide sus reclamos por el alto precio de los bienes de consumo y servicios, sobre todo el de la energía eléctrica que no para de subir mes tras mes”, afirmó Pichardo

A estas acciones de improvisaciones del gobierno, según Pichardo, “se suman tras pies como el intento de desmonte del 4% para la educación, el incumplimiento de obras prometidas, la  desesperante inseguridad ciudadana, la insatisfacción partidaria y otros asuntos que conducen a más del 70% de la población a estimar que el Gobierno va mal”, aseguró el dirigente político.

“Con la distracción y el uso de un tema tan sensible y preocupante, el Gobierno quiere poner la mirada del país en un líder que defiende los intereses nacionales y por lo tanto merece la oportunidad de continuar más allá del 2024 como paladín protector de la seguridad nacional”, aseguró Pichardo.

Pichardo afirmó que “no es extraño que gobiernos recurran a la confrontación externa, como el caso del gobierno dominicano, para distraer a la población sobre males internos. Cohesionar a la sociedad en torno a un tema sensible y de preocupación general para reconstruir o relanzar un liderazgo menguado, es parte de una añeja tradición”, con fines reeleccionista, aseguró el exdiputado del Parlacem.