Una comisión encabezada por el sacerdote Rafael Delgado Suriel, mejor conocido como el padre Chelo, se presentó en la comunidad donde manifestó que la casa no será utilizada para tal fines.

Por Luis Manuel Báez

LA VEGA.- Autoridades de La Vega dejan sin efecto la ocupación de la casa de Cursillos del Santo Cerro en ese municipio, luego de la protesta de los residentes en rechazo del ingreso a este lugar de pacientes con coronavirus.

Una comisión encabezada por el sacerdote Rafael Delgado Suriel, mejor conocido como el padre Chelo, se presentó en la comunidad donde manifestó que la casa no será utilizada para tal fines.

Luego de un reportaje de SIN sobre la protesta de los moradores del Santo Cerro, a la zona llegaron las autoridades comunicando esa decisión por lo que todo volvió a la normalidad.

Los residentes próximo al santuario nacional de la Virgen de Las Mercedes reiteraron su posición de que su rechazo al ingreso a la casa de cursillos se debe a qué en sus alrededores hay muchos envejecientes enfermos.