REDACCIÓN.-La reapertura económica ha llevado esperanza a los pequeños y medianos empresarios de diferentes partes del país.

En Montecristi los constructores confían en una pronta recuperación.