Sandy Filpo, presidente de la Asociación de Comerciantes e Industriales de Santiago, indicó que si el gobierno pretende transferir el déficit a través de la factura eléctrica, será inevitable que los costos no recaigan en los consumidores.

SANTIAGO.- Ante el anuncio de que a partir del mes de noviembre se aumentará la facturación eléctrica, empresarios de esta ciudad aseguraron que el desmonte al subsidio del servicio energético traerá sus efectos negativos, si el gobierno no asume con acciones firmes una decisión a favor de la población.

Sandy Filpo, presidente de la Asociación de Comerciantes e Industriales de Santiago, indicó que si el gobierno pretende transferir el déficit a través de la factura eléctrica, será inevitable que los costos no recaigan en los consumidores.

“Entendemos que eso va a generar que se le transfiera al consumidor el costo de ese aumento de la energía, si el gobierno entiende que debe transferir el déficit en la factura eléctrica”, puntializó.

Manifestó que el país no debe estar sujeto a un déficit eléctrico cuando hay una mayor generación de energía, por lo que entiende que el gobierno debe renegociar con las generadoras con condiciones diferentes, ya que ese fue el discurso que se le vendió a la población especialmente con Punta Catalina.