El recluso quien recibió varios disparos en la balacera originada el domingo seis de febrero, en menos de 24 horas después de ser dado de alta, tuvo que ser retornado al hospital Alejandro Cabral.

Por Peter Pablo

San Juan de la Maguana.- Los familiares del reo Joel Pérez de Oleo, herido de bala en un motín en la cárcel pública de San Juan de la Maguana, piden a las autoridades considerar la parte humana.

El recluso quien recibió varios disparos en la balacera originada el domingo seis de febrero, en menos de 24 horas después de ser dado de alta, tuvo que ser retornado al Hospital Alejandro Cabral.

Según los familiares de Pérez,su pariente corre el riesgo de morir, pues su condición no es adecuada para permanecer los dos años de condena que le restan de una prisión de 20 años por homicidio.

A ello se agrega que supuestamente lo quieren trasladar a la cárcel de Higüey, donde su familia no podrá asistirlo por la lejanía.

El retorno del preso al Hospital Alejandro Cabral sería para colocarle una sonda, pues el mismo no puede orinar.