La inquietud de los que abrigan la esperanza de estar en un lugar seguro.

SAN JUAN.- Los moradores del barrio la Mesopotamia abatido por el huracán Georges recibieron pero de forma simbólica las llaves de los apartamentos que habitaran en los próximos días.

Tras casi 22 años esperando tres de los afectados por el huracán Georges recibieron pero de forma simbólica las llaves de los apartamentos.

Aunque muchos creían que recibirían sus viviendas en el día de ayer, tendrán que aguardar un tiempo más hasta que inicie la evacuación.

La incertidumbre se apodero de los inquilinos del barrio, ya que las viviendas serán demolidas para dar paso a un proyecto de área verde en el lugar azotado por el huracán Georges en 1998.

También existe la demanda de que a los dueños de talleres diversos que funcionan allí el estado le indemnice, pues quedarán en el aire tras la salida definitiva de los lugares.