X
Ir arriba
Mes de Sensibilización sobre el Cáncer de Mama
Lunes 25 de enero, 2021
Aplicación española para el cálculo de riesgos por Covid-19
Covid-19 en República Dominicana
  • Infectados 199,672
  • Nuevos casos 1,549
  • Fallecidos total 2,482
  • Nuevos fallecidos 12
  • Recuperados 146,020
  • Críticos
  • Pruebas 981,506
<< Mapa interactivo >>

RD tiene esperanzas en remesas e inversión extranjera; pacto eléctrico y fiscal sigue en pie para el 2021

RD tiene esperanzas en remesas e inversión extranjera; pacto eléctrico y fiscal sigue en pie para el 2021
RD tiene esperanzas en remesas e inversión extranjera; pacto eléctrico y fiscal sigue en pie para el 2021

Santo Domingo.- El Banco Central reveló que en los últimos años, la economía dominicana ha mantenido un déficit estructural del sector público no financiero (SPNF) estable, que promedió 2.1% del PIB durante el  2015-2019, sin embargo, la crisis generada por la pandemia podría colocarlo por encima de 9% del PIB en 2020.

La institución explicó que las razones son las medidas tomadas por el Covid-19, las cuales han sido siguiendo, junto al resto de la economía mundial, la receta de los organismos internacionales de financiamiento de endeudarse para hacer frente a la crisis sanitaria y salvar vidas.

Detalló que ante esta situación, el presidente de la República Luis Abinader convocó el pasado mes de octubre al Consejo Económico y Social (CES) a los fines de iniciar las discusiones sobre el pacto eléctrico y fiscal, ambos entrelazados debido a la incidencia del déficit eléctrico en las cuentas públicas, calificadas como esenciales para las finanzas públicas.

Este pacto, dice la institución, requerirá el sacrificio de todos los actores en la sociedad, ciudadanos, empresas, y gobierno, al tiempo que deberá considerar el balance entre retornar gradualmente hacia una senda de sostenibilidad fiscal e impulsar la recuperación de la actual crisis económica y sanitaria.

“Las medidas tomadas por los bancos centrales han sido esenciales para cubrir las necesidades de liquidez de las empresas y los hogares y para mantener empleos”, reconoció en un artículo reciente Gita Gopinath, economista jefe del FMI.

Sin embargo, el Banco Central asegura que los problemas que enfrentan sectores que permanecen financieramente vulnerables, pero viables, pueden ser enfrentados de mejor forma con la política fiscal; por eso, según Gopinath “la política fiscal debe jugar un rol de liderazgo en la recuperación”.

La entidad económica consideró que sin lugar a dudas, el impulso fiscal requerirá de mayores ingresos, de financiamiento y de la reducción de gastos que puedan considerarse innecesarios, especialmente si se contempla estabilizar el nivel de endeudamiento, al menos en el mediano o largo plazo.

El banco explicó que cualquiera que sea la estrategia y el posterior acuerdo alcanzado con el Pacto Fiscal, el Gobierno y los distintos actores de la sociedad deberán considerar el balance entre las reformas estructurales necesarias para la sostenibilidad de las finanzas públicas y la necesidad de continuar apoyando a las empresas, los hogares y los trabajadores, cuyos estímulos podrían desmontarse de forma gradual, a fin de garantizar la reactivación económica, tal como lo sugieren organismos internacionales, como el FMI. 

En el caso de la República Dominicana, el crecimiento intertrimestral fue de 11.0% en el tercer trimestre de 2020, lo que indica que la economía dominicana está tomando una tendencia de recuperación. 

Además, el flujo de divisas en la economía continúa en aumento, con unas remesas que alcanzaron los US$ 7,347 millones a noviembre de 2020, cifra que representa un incremento de 14.3% con respecto al mismo del año anterior y un nivel de Inversión Extranjera Directa que se espera supere los US$2,500 millones al cierre de 2020.

Esto ha facilitado mantener la estabilidad relativa del tipo de cambio en los últimos cuatro meses y acumular un total de reservas internacionales de alrededor de US $10,000 millones, equivalentes a cerca del 13% del PIB o 6 meses de importaciones, indicadores muy por encima de los límites recomendados por el FMI.

Todos estos logros económicos han sido dentro de un ambiente de baja inflación, que se ha mantenido en torno al objetivo de 4% +/- 1%, establecido en el Programa Monetario. Reiterando que el país tiene sólidos fundamentos macroeconómicos, tanto en el orden monetario como fiscal.

El Banco Central explicó que el Gobierno Dominicano está consciente de su realidad fiscal y sanitaria, y en ese sentido, transita por la dirección correcta, como avalan el FMI y las principales agencias calificadoras de riesgo crediticio. 

Agregando que no se puede perder de vista que este es el momento de seguir apoyando la economía, especialmente aquellos sectores que han sido fuertemente golpeados como el turismo, proveyendo tanto la liquidez necesaria, a través de la política monetaria del Banco Central, y la asistencia directa a las familias dominicanas, mediante una política fiscal que aplique oportunos y efectivos programas sociales y que a la vez promueva la inversión pública en proyectos de infraestructura que beneficien el país en el mediano y largo plazo.

Comenta con tú facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *