X
Ir arriba
Mes de Sensibilización sobre el Cáncer de Mama
Sábado 5 de diciembre, 2020
Aplicación española para el cálculo de riesgos por Covid-19
Covid-19 en República Dominicana
  • Infectados 146,680
  • Nuevos casos 671
  • Fallecidos total 2,343
  • Nuevos fallecidos 8
  • Recuperados 116,169
  • Críticos
  • Pruebas 738,156
<< Mapa interactivo >>

Respuesta a Somos Pueblo

Respuesta a Somos Pueblo

Gracias a SomosPueblo por ocuparse de mi, según ustedes apenas un periodista «que se conoce por escribir a favor del gobierno».

Si desean atacarme por estar en desacuerdo con mis ideas, al menos háganlo sin mentir, que ello daña sus buenas intenciones de mejorar nuestro país combatiendo la corrupción e impunidad.

Es mentira que haya «COBRADO» un total de RD$15,200,000 en la ETED desde la creación de la empresa hace más de doce años. He TRABAJADO allí por un salario menor que lo que paga cualquier empresa privada por una posición similar. Lo hice por vocación de servicio público pues mis ingresos principales son por el ejercicio de dos profesiones y otras actividades privadas. También es mentira que la ETED me pagara otros «beneficios» como tarjetas de crédito asignadas, gastos de representación, vehículo asignado, celular, guardaespaldas y demás. De todos esos «beneficios» adicionales que «denuncia» Somos Pueblo, sólo es cierto el doble sueldo navideño, que no creo tenga nada de irregular.

Si Ricardo Ripoll u otro responsable de SomosPueblo se hubiera molestado en preguntar en la ETED o a mi mismo, en vez de impostar inocencia diciendo «se desconoce si sigue en el cargo», habría podido saber, como hace la gente responsable y decente, que renuncié a la presidencia de la ETED hace nueve meses.

Pero aún si no hubiera renunciado, ¿acaso el trabajo en asuntos de servicio público impide a cualquier ciudadano expresar lo que piense libremente?

Al ver esta publicación mentirosa de SomosPueblo, llamé por teléfono a Ricardo Ripoll para ponerme a su orden y responder cualquier cosa que quisiera preguntarme sobre mi trabajo en la ETED, mis calificaciones para desempeñarlo u otra curiosidad que pudiera tener. Veo que en vez de corregir, ha dejado el post con la información mentirosa.

Muchos de los posts con críticas o descalificaciones son entendibles pues si fuera un periodista empleado de un medio, sería muy poco ético ser al mismo tiempo funcionario público. Sin embargo, no soy empleado de ningún medio sino columnista de opinión en «El Día» y comentarista editorial de Color Visión, donde no vendo ni cobro anuncios. Hago periodismo de OPINIÓN, que es generalmente parcializada según lo que me parezca al ejercer mi criterio. Si cuando a cualquiera no le gusta lo que digo o pienso cree que lo expreso porque alguien paga para ello, revela más sobre su propia forma de pensar que sobre mi, aparte de que demuestra también carecer de argumentos, inteligencia o decencia para una discusión educada, civilizada y decente, en la que estar en desacuerdo no debería significar insultarnos ni ofendernos con barbaridades.

También entiendo que el periodismo está muy podrido. Lo refiero con frecuencia en mi columna y comentarios, y en varios de los 19 libros que llevo publicados durante mis 43 años como periodista, trato el tema de la corrupción dentro de la prensa, que he denunciado y combatido.

Pero no sólo la corrupción dineraria, pues tan corrupto es quien recibe dinero por la izquierda para desinformar, callar o difamar, como quienes sin que medie dinero, por una causa política o por resentimiento, faltan a la verdad y la decencia. Miren por ejemplo los comentarios en esta página de SomosPueblo en que un señor se burla de mi porque me asaltaron a punta de pistola y otro porque debo usar un bastón. ¡Buenos argumentos para rebatir mis ideas!

Mi familia y mis amigos me piden que no responda barbaridades como muchas que han colgado en SomosPueblo gente que sin conocerme ha dicho horrores sobre mi, no rebatiendo alguna opinión ni corrigiendo algún dato equivocado, sino cuestionando mi moralidad. Pero resulta que a Ricardo Ripoll, por razones que él sabe, lo he defendido de ataques similares a los que he padecido en este website de SomosPueblo. Lo defiendo porque estimo que aunque hoy sea yo víctima suya, el ideal de aspirar a un país mejor, con menos corrupción e impunidad, es algo mayor que las pequeñeces de la mezquindad humana. La mucha gente que sigue y cree en SomsPueblo no necesita atacarme con mentiras e insultos. Discutamos mejor civilizada y decentemente aun cuando tengamos desacuerdos.

Quizás esta nota sólo sirva para desahogarme y si es así sigan su fiesta de oprobios y dicterios, que la turbidez del río más lodoso se aclara mientras sigue fluyendo el agua. Gracias por ocuparse de mi y espero que la «paga» de tantos insultos sea que me sigan leyendo y viendo por televisión.

Temas relacionados
Comenta con tú facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *