Félix Báez Sarría.

GINEBRA.- El médico cubano que contrajo el ébola en Sierra Leona se encuentra "estable", aunque "muy cansado", dijo hoy Jerome Pugin, jefe del Servicio de Cuidados Intensivos del Hospital Cantonal de Ginebra, donde el enfermo fue ingresado tras su repatriación.

Pugin señaló que es difícil pronosticar en qué sentido va a evolucionar la salud del paciente, quien formaba parte de una brigada de personal médico enviado por Cuba a Sierra Leona para luchar contra la epidemia de ébola.

"La situación puede cambiar muy rápidamente, puede mejorar o empeorar, como ocurre con este tipo de infecciones hemorrágicas", declaró el médico suizo, responsable del equipo que atiende al doctor Félix Báez Sarría.