Redacción.- Los bebés que no toman leche materna tienen 14 veces más probabilidades de morir que aquellos que se alimentan sólo con la lactancia, según declaraciones ofrecidas este viernes por UNICEF.

Es por eso que esta institución hace un llamado a todas las madres a amamantar a sus bebes lo más pronto posible luego del nacimiento.