Hay muchos ejemplos de enfermedades, tanto de origen infeccioso como no infeccioso, que pueden afectar a nuestro estómago y a los intestinos.

REDACCIÓN.- Las patologías que afectan al sistema digestivo a nivel de estómago e intestinos están entre las que tienen una mayor incidencia en el mundo, pues pueden desarrollarse a través de distintas vías.

Hay muchos ejemplos de enfermedades, tanto de origen infeccioso como no infeccioso, que pueden afectar a nuestro estómago y a los intestinos.

Entre las más frecuentes se encuentran:

-La gastroenteritis

-El reflujo gastroesofágico

- Las hemorroides

-El cáncer colorrectal o el de estómago

- La colitis

-Helicobacter pylori

-Las úlceras pépticas

Entre los factores de riesgo que inciden en la aparición de estos padecimientos están nuestro estilo de vida, nuestra alimentación y los factores genéticos.

En caso de padecer acidez  o reflujo, hay varios alimentos que debemos evitar como:

-Exceso picante en la dieta,

-Cebolla cruda

-Ajo

-Alimentos ricos en grasa

-Alcohol

-Refrescos

-Alimentos con cafeína,

-Chocolate

-Especias como la menta.

En caso de usted presentar algún síntoma extraño en el estómago que no suele mermar con el tiempo, debe de llamar inmediatamente a su médico para chequeo. Especialmente si usted hereda algún padecimiento.