SANTO DOMINGO, República Dominicana.- En la actualidad unos 300.000 jóvenes son orientados sobre salud sexual y reproductiva, VIH y prevención de embarazo, a través de las diferentes iniciativas ejecutadas por el programa Progresando con Solidaridad (Prosoli), el cual tiene entre sus objetivos reducir el embarazo precoz en el país.

La Vicepresidencia informó en un comunicado de que al mes de agosto unos 192.000 adolescentes han sido orientados por Prosoli a través de sus programas "Yo decido esperar" y "Bebé, piénsalo bien", sobre las consecuencias que pueden arraigar los embarazos tempranos.

Destacó que 30.000 adolescentes beneficiarios del Incentivo a la Asistencia Escolar (ILAE) y del Bono Escolar Estudiando Progreso (BEEP) fueron impactados por el programa "Bebé, piénsalo bien".

Dicho programa consiste en entregar a los jóvenes un simulador de bebé durante un fin de semana, al que se le debe dar todos los cuidados de un recién nacido.

El simulador está dotado de un chip que registra los cuidados, atenciones y maltratos que recibe el "bebé" mientras están bajo la responsabilidad de los adolescentes.

La vicepresidenta Margarita Cedeño valoró hoy los esfuerzos que vienen realizando las instituciones y además, coordinó nuevas acciones a desarrollar, para hacer más eficientes las labores del Estado en el combate al flagelo que, según se estima, afecta entre el 25 y el 30 por ciento de las adolescentes entre 15 y 19 años.