Martes, 18 de febrero, 2020
Resultados de "Enfoque"
Peces de aguas superficiales Ese ejercicio democrático no debería ser una rutina ni un producto de la inercia, sino un momento excepcional, de emoción y razón, de esperanzas y sueños con el deseo de seguir construyendo la nación pensando en el bienestar de los ciudadanos presentes, en el futuro promisorio de las próximas generaciones.
Alicia en el país de la corrupción La magistrada Mirian Germán Brito, entonces presidenta de la sala penal de la Suprema Corte de Justicia, pagó un precio muy alto por afirmar que el expediente de Odebrecht presentado por el Ministerio Público contra 7 imputados no estaba completo, que no tenía las pruebas necesarias para un juicio condenatorio porque estaba basado en conjeturas y especulaciones. De igual modo aseguró que el juez que llevaba el caso no era imparcial. Contra ella se orquestó una campaña injuriosa y difamatoria bestial en los medios de comunicación y en las redes sociales para desacreditar su buen nombre ganado durante más de 40 años en la judicatura con un nivel de desempeño extraordinario. Ante la indiferencia de muchos, la magistrada Germán fue sacaba del sistema, para “que no joda más”. (Ella era un clavito en el  zapato)
Hagamos algo El PLD, otrora partido minoritario, esbelto, de cuadros, con gente disciplinada, estudiosa de los fenómenos sociales, de convicciones, con principios, se convirtió paulatinamente -con su entrada al poder hace 23 años- en una masa enorme, un mamut obeso, echado, sedentario, con hambre insaciable y siempre comiendo con gula.
Nuevas tenemos Cuando suponíamos que la comidilla sobre el caso Odebrecht estaría ocupada en la insólita decisión del juez Francisco Ortega Polanco, de enviar a juicio de fondo a seis de siete de los imputados por el Ministerio Público, validando hasta las pruebas cuya absurdidad fue harto evidenciada en el juicio preliminar, surgieron nuevas revelaciones sobre pagos, no siempre ortodoxos, realizados en presuntos sobornos para la consecución de las termoeléctricas de Punta Catalina.
Alicia en el país de la corrupción El ingeniero Víctor Díaz Rúa, ex ministro de Obras Públicas y ex secretario de finanzas del partido de gobierno, dijo, tras ser enviado a juicio de fondo, que en el expediente “falta to’ el mundo”, algo que “to’ el mundo sabe”.
Las Izquierdas frente al continuismo y la oposición derechista Por la importancia de este posicionamiento creo importante aprovechar este espacio semanal para dar a conocer el texto integro que motiva esta introducción, en el cual se asume la imperiosa pertinencia de la diferenciación de este bloque de izquierda respecto a la cháchara política predominante.
Engañan al país Las cabezas visibles de la campaña en contra de la educación para la equidad de género están queriendo engañar al país con mentiras y manipulaciones, y con eso solo le producirán un grave daño.
De Inés Aizpún  Y queda por discutir el tema de la “superioridad moral” de los que lo defienden.  Disentir está prohibido en nombre del progreso y la libertad. (Esa es la paradoja).” 
Llevar al PLD a su propia legalidad En 1973, después de haber dividido al Partido Revolucionario Dominicano y formado el Partido de la Liberación Dominicana, el profesor Juan Bosch, un artista de la simulación política, que alguna vez tendrá que ser desmitificado, propuso llevar al gobierno del doctor Joaquín Balague a “su propia legalidad”.
Atascada la maquinaria continuista; Danilo reconocería sus limitaciones A un año de la elección presidencial la opinión pública sigue dominada por el intento sin precedente de una segunda reforma constitucional para la continuidad del mismo mandatario, lo que luce cada vez más riesgoso para la institucionalidad democrática
Invitación a la duda Leila Guerriero, exquisita narradora argentina que prestigia la crónica, decía en una entrevista en 2017: “Para mí el periodismo es el lugar de la duda permanente (…) Un periodista tiene que ser una persona muy flexible y si va a un lugar tan convencido de lo que va a encontrar para mí es lo contrario a un buen periodista: es rígido, inflexible, no tiene ninguna capacidad para encontrar, hace preguntas para que le contesten lo que quiere escuchar”.
Otro abril cualquiera Debemos recordar que en abril de 1965 dominicanos valientes murieron por defender nuestra Constitución, la que algunos pretenden seguir tratando como si fuese un pedazo de papel, pero que muchos estaremos dispuestos siempre a seguir defendiendo en otro abril cualquiera.
¡Qué pena Alan, qué pena! Alan García se suma a las profundas penas que ha dejado la descomposición de Lula, de los Ortega, los Maduro, de Leonel y los Danilo. Llegaron abominando del pasado y prometiendo regenerar nuestra sociedad, y se han hundido en el pantano de lo indefendible. Y Alan pagó su vergüenza de manera dramática. ¡Qué Pena Alan, qué pena!  
Más que sombrillas corporativas Como instancias protectoras, creadas para defender los intereses de sus miembros, ser interlocutores válidos frente a los tomadores de decisiones de políticas públicas y hasta mecanismos de presión para producir cambios.
Uno de esos días Este es uno de esos días –me pasa con mucha frecuencia- en que no quiero escribir; uno de esos días en que uno no encuentra las palabras adecuadas para describir lo que yo, su amigo por más de 30 años, siento en mi corazón de vellonera  donde se encuentran sus  canciones favoritas, para llorar la partida de Alberto Cortez, un artista universal en la voz, en el piano, en la guitarra, en la poesía y el canto. ¡Uno grande entre los más grandes!