Algunos de los empleados de Apple, como aquellos que fabrican hardware, ya han vuelto a sus puestos, mientras que también han reabierto sus tiendas, que se vieron forzadas a cerrar durante la pandemia.

NUEVA YORK.- Apple retrasó al mes de octubre la vuelta de sus empleados a las oficinas en respuesta al aumento de casos de coronavirus que se ha registrado con la extensión de la variante delta, informó este martes el New York Times.

Según el medio, que afirma haber obtenido correos electrónicos enviados a los trabajadores, el gigante tecnológico decidió que la fecha de reincorporación a sus oficinas físicas será el 1 de octubre, en lugar del 1 de septiembre que se había planteado hasta ahora, aunque no descarta que se vuelva a retrasar si el número de nuevos contagios sigue aumentando.

"Mientras la situación sigue evolucionando, estamos comprometidos con la misma postura comedida que hemos mantenido todo este tiempo", apuntaba el e-mail interno de Apple, en el que también se señala que se avisará de la vuelta a las oficinas con al menos un mes de antelación.

Este retraso en el regreso a las oficinas de Apple, que cuenta con 147.000 empleados a tiempo completo, se aplica a todas sus oficinas, incluidas las de California, Texas y Nueva York.

Algunos de los empleados de Apple, como aquellos que fabrican hardware, ya han vuelto a sus puestos, mientras que también han reabierto sus tiendas, que se vieron forzadas a cerrar durante la pandemia.

Por contra, otros gigantes tecnológicos como Google y Twitter iniciaron la vuelta a las oficinas el pasado 12 de julio, cuando dieron la bienvenida a algunos de sus empleados por primera vez desde el inicio de la pandemia, un retorno con carácter voluntario y que en el caso de Google servirá de prueba de cara al otoño.

La firma del buscador más usado de internet, que cuenta con unos 140.000 trabajadores en todo el mundo, ya anunció a principios de mayo que una vez se dé por terminada la pandemia, el 80 % de su plantilla deberá regresar a puestos de trabajo físicos, mientras que el 20 % restante podrá teletrabajar de forma permanente.

Por su parte,Twitter adelantó en mayo de 2020 que el cambio al trabajo remoto con la covid-19 sería permanente para todos aquellos empleados que lo desearan, así que solo están volviendo a las 35 oficinas que la empresa tiene en todo el mundo (incluyendo la sede de San Francisco) quienes así lo quieren.