Científicos del proyecto Sloan Digital Sky Survey III (SDSS-III) dieron a conocer durante la reunión de la Sociedad Física Americana el mapa más grande del Universo remoto en 3D cuando éste tenía unos 11.000 millones de años.

Los expertos utilizaron para esta especie de cartografía, la luz de 14 mil cuásares, galaxias con agujeros negros en sus centros situados a miles de millones de años luz. La técnica había sido utilizada previamente sólo con 10 o 20 de estas galaxias.

"Los quásares son los objetos más brillantes del Universo, que utilizamos como iluminación de fondo para ver el hidrógeno gaseoso que llena el cosmos", señala el cosmólogo Anze Slosar, del laboratorio nacional Brookhaven y uno de los investigadores que presentó el mapa.

Uno de los objetivos de este proyecto es conocer más sobre varios temas enigmáticos hasta el momento y cómo la energía oscura está impulsando la expansión del Universo.

El próximo paso de este grupo de científicos es utilizar 150 mil cuásares, y luego lanzar una adecuada representación en 3D de los datos para el año 2014.