El sudafricano ha usado Twitter para promocionar criptomonedas, hablar sobre sus series de anime favoritas, criticar el impuesto a los ricos, burlarse de Jeff Bezos, elogiar el fallido Cyberpunk 2077 y un largo etcétera de comentarios que por lo general causan reacciones de todo tipo entre sus seguidores.

ESTADOS UNIDOS.- Elon Musk, el magnate multimillonario dueño de Tesla, SpaceX y The Boring Company, tiene a Twitter como una de sus principales herramientas de comunicación Y por medio de dicha red social, Musk reveló una curiosa y para nada incómoda verdad: la mitad de sus tuits los escribe desde el baño.

“Al menos 50 por ciento de mis tuits se escribieron sobre un trono de porcelana”, escribió Musk, en una clara alusión al asiento de baño. Y la explicación para ello es simple: “Me da consuelo”.

Con este pequeño pero importante dato, es posible hacer ciertas elucubraciones. Los tuits de Elon Musk son famosos por las consecuencias que tienen sin importar el tópico al que se refiera. Por ejemplo, hace tiempo un video de YouTube se hizo viral con solo una mención por parte de Musk.

Igualmente, el fundador de Tesla usó la plataforma para preguntarle a las personas si debía vender acciones de la compañía y, como la respuesta de los internautas fue positiva, Elon Musk se deshizo de acciones por un total de $5,000 millones de dólares.

El sudafricano ha usado Twitter para promocionar criptomonedas, hablar sobre sus series de anime favoritas, criticar el impuesto a los ricos, burlarse de Jeff Bezos, elogiar el fallido Cyberpunk 2077 y un largo etcétera de comentarios que por lo general causan reacciones de todo tipo entre sus seguidores.

Si la mitad de los tuits de Elon Musk se hacen desde el baño, queda en el aire la duda de lo que ocurrió cuando en febrero de 2021 se retiró de la plataforma por un tiempo. Quizá dejó de ir al baño con tanta frecuencia.