En Vivo
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

Tendón de Aquiles de las mujeres

-Es una violación, un atentado,

-Va contra el derecho a la salud, a la integridad, a la vida,

-Es promover el trabajo infantil, someter una niña a cuidar de otro y abandonar la escuela.

Cada una de las mujeres exfoliaba su indignación, su impotencia,  ante el caso de una niña de 10 años embarazada. No pudo embarazarse de otra forma que no sea por violación, y como de costumbre el perpetrador es un hombre cercano, con autoridad, en este caso el padrastro.

¡Es una tortura! esa niña está sometida a tortura, aseveró Lulú, con el desparpajo que la adorna.

El silencio se instaló dentro de mí. Repetí la palabra tortura, la repetí múltiples veces, con mis labios, sin mover los labios, sin hacer ruido, la tarareaba. Imaginaba la T mayúscula derramando sangre, como la cruz de Cristo.  En los clavos  de los pies de Jesús crucificado, imaginaba los piececitos pintados de sangre de esta niña, esta niña de 10 años. Nacer con vulva es el calvario de las mujeres, es el precio que deben pagar por la vida terrenal.

¡Una tortura! Como la mutilación o ablación del clítoris a las niñas en África y Oriente Medio por razones religiosas.

¡Una tortura! Como el vendado de los pies a las niñas para lograr “pies de loto” y así convertirlas en una dama. Amparados en la ley de la costumbre, realizan un acto de barbarie.  De por vida,  el vendado de pies provoca problemas de discapacidad motora.

La niña embarazada está recluida en el hospital. Haber nacido con una vagina le ha generado una enfermedad, la mantienen aislada.  Para el sistema de “normas legales”  la prioridad es lograr que el producto de un acto de violación logré sobrevivir, para esto es necesario cuidar la madre de 10 años, que funge de incubadora.

Un embarazo es un riesgo para la salud. En el caso de una niña de 10 años, es un riesgo para la vida.  Que su cuerpo sea capaz de embarazarse, no quiere decir que esté preparado para llevarlo a termino, y mucho menos para someterlo a un trabajo de parto.

El cuerpo de la mujer es su tendón de Aquiles.  Si está niña no hubiese sido abusada por un adulto estaría en la escuela, jugando, aprendiendo, tocando la vida.

El embarazo en una niña de 10 años es una violación, someterla a preservar un embarazo no puede definirse de otra manera, !es una tortura!

¿La someterías a está tortura si fuese tu hija?  Recuerda el Segundo mandamiento:  Ama al prójimo como a ti mismo.

Comenta con tú facebook

Comentarios

Querida Liliam: hablas de lo que sabes, pero te advierto que hay cosas que no sabes. Te recomiendo leer :"Karma, la reacción inevitable", de Prabhupada. Hay duras tareas que deben llevarse a término.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *