SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Esta noche reina la calma en la UASD, luego de que durante el día se escenificaran violentas manifestaciones entre agentes y estudiantes, quienes exigen sea reabierto el comedor univesitario entre otras reivindicaciones.

Tiros, piedras, bombas, fue el escenario vivido este miércoles en el campus universitario, lo que provocó que decenas de bachilleres salieran despavoridos de la universidad.

La huelga se produjo, debido al descontento de los estudiantes, ya que  a tres semanas de haber iniciado el semestre, el comedor abrió sus puertas  con 800 raciones alimenticias para una población de casi ocho mil estudiantes.

A esto se suma el reclamo de la entrega de la  facultad de Humanidades, la misma está siendo remodelada desde hace un año y denuncian problemas para seleccionar asignaturas por problemas en la plataforma.

A pesar de los disturbios la rectoría n suspendió la docencia y llamó a los estudiantes asistir con normalidad