El presidente Luis Abinader se mostró a favor de reunirse con los partidos de oposición para llegar a un acuerdo sobre la reforma constitucional y reiteró que el único interés es el fortalecimiento de la institucionalidad y quitar al presidente la potestad de elegir al procurador General de la República.


Ante el limbo en el que ha quedado la discusión de reforma a la Constitución, por la salida del PLD, PRD y Fuerza del Pueblo, el presidente Abinader está dispuesto a negociar con el liderazgo de esos partidos.


El mandatario llamó a esas organizaciones políticas a pensar en el país y  en las próximas generaciones, Y dijo entender el temor de la oposición.