Tras las medidas restrictivas, el nuevo horario de toque de queda ha generado opiniones divididas entre ciudadanos consultados respeto sobre la prohibición a la venta y consumo de bebidas alcohólicas en espacios públicos y privados de uso público.