Derrick Rose regresó a Chicago y lo hizo en grande. Rose logró una flotadora desde la línea   con 5.7 segundos por jugar para conducir   a los Bulls de Chicago a una victoria por 82-81 sobre los Knicks de Nueva York en su primer juego en casa desde que se lesionó la rodilla izquierda hace 18 meses.

En el Staples Center, Chris Paul anotó 42 puntos y aportó tres de sus 15 asistencias en encestes de alley-oop consecutivos de Blake Griffin durante una racha de 30 segundos en el tercer cuarto, guiando a los Clippers de Los Angeles a una victoria el jueves de 126-115 sobre los Warriors de Golden State en su primer juego en casa.