SANTO DOMINGO.- Gerardo Herrera Perdomo, líder de Marsh Advisory para Latinoamérica y el Caribe cómo le enseña cómo puede preparar su empresa y su personal ante cualquier huracán o tormenta que pueda presentarse en esta temporada ciclónica.

“Estamos recorriendo una nueva temporada de huracanes que como todos los anteriores han venido, la misma va a tener mayor cantidad de tormentas y huracanes y con mayor severidad”, dijo Herrera.

Añadió que desde esta entidad preparan para el Fondo Económico Global un informe de riesgo que se convierte en la carta de inauguración. La materialización de efectos severos climatológicos va a ser cada vez mayor.

“Específicamente mente en la pandemia de como las empresas debemos estar preparados porque es aún más importante y ya tenemos la señal de la alerta, porque es el quinto de la temporada. Tenemos en este momento una alerta de huracán”, manifestó.

Por este motivo para crear un plan de contingencia mucho más certero, la consultora recomienda realizar una evaluación de los riesgos basados en dos metodologías de análisis:


● Capacidad de tolerancia de riesgo: Esto contempla un análisis detallado de los estados financieros y los indicadores de desempeño para determinar, de manera personalizada, el monto de retención que pueda retener una organización. Especialmente en consideración a los escenarios de daños que pudiera causar una catástrofe natural como un huracán sí afectará las facilidades de la empresa.


● Modelación catastrófica: Este proceso se encarga de plantear las probabilidades de pérdidas y, en conjunto con la capacidad de tolerancia de riesgo, definir diferentes opciones de deducibles que se adapten a la realidad de lo sucedido.


Además, la empresa también sugiere tomar en cuenta los siguientes puntos para preparar a la organización ante la ocurrencia de un desastre natural:


Entienda su póliza: Antes de que las tormentas lleguen, conozca los términos en la póliza de seguros, aspectos de cobertura y especificaciones. De esa manera, luego de una tormenta sabrán el procedimiento a seguir frente a la aseguradora para la recuperación de las pérdidas.